Así es como pierdes a una mujer cuando ella quería ser tuya


Si  nunca le concedes la prioridad que ella se merece, definitivamente la perderás. De igual forma si siempre la tratas como si fuera una segunda opción, como si sin importar que se aleje habrá alguien más esperándote. Que la veas como prescindible cuando ella cree que no podría sobrevivir sin ti en su vida, la destroza y la aleja.

Una mujer puede estar tan enamorada de ti al punto de anhelar ser solo tuya, pero si nunca le das el aprecio que necesita y siente que el amor y el respeto no son recíprocos definitivamente la vas a perder.

Entonces así es como la pierdes cuando ella solo quiere ser tuya:

  • Siempre intentas excluirla porque su presencia te hace sentir incómodo aun cuando ella hace de todo para mejorar tu vida.
  • Ella trabaja el doble del tiempo para mantenerte feliz pero tú no pones ni un poco de esfuerzo en ella, no la dejas entrar a tu corazón.
  • Te niegas a darle importancia a su vida aunque ella se haya abierto completamente a ti. No le ofreces la seguridad que necesita para sentirse bien a tu lado.
  • No eres consistente con ella, fallas en el momento que más te necesita aunque ella nunca te deja caer.
  • Ella pone el cien por ciento de sí misma en la relación aunque tú aun no le muestras nada de ti, te sigue brindando un mundo lleno de colores vibrantes esperando que te abras ante ella, pero tú solo devuelves colores grises.
  • La pierdes cada vez que le mientes; y es que ella sabe cuándo mientes pero lo pasa por alto porque se preocupa demasiado por ti.

Le duele mucho cada vez que decides no ser honesto con ella, pero ella guarda ese dolor porque prefiere vivir una vida dolorosa contigo que vivir sin ti. Pero espera, que pronto la vas a perder.

Ella va a empezar a entender que tus mentiras no valen la pena y va a exigir mucho más a las personas que la rodean y por supuesto, te exigirá más a ti. Eventualmente se va a cansar de estar sola en un extremo recibiendo solo mentiras y desamor; siempre fue honesta contigo y tú creías que ella no necesitaba que tú fueras honesto también.

La vas a perder cuando te niegues a comprometerte con ella. Ella siempre te ha elegido, pone tus necesidades por encima de las suyas; quiere darte felicidad pero también quiere que te comprometas con ella. Quiere escuchar de tu boca que ella es la única para ti y si no puedes darle eso, se alejará. Cada vez que la haces sentir que no vale nada ni te ofrece nada que quieras la pierdes.

Ella anhela que sus esfuerzos sean reconocidos y a ti te vale un quinto demostrarle el mismo amor. Eventualmente se rendirá porque verá que ni el mayor de sus esfuerzos será suficiente para que hagas lo que ella quiere que hagas. La vas a perder si sigues tratándola como una herramienta, como un medio hacia un fin, porque ella solo quiere ser ese fin.

Ella quiere ser tu destino, no una parada de autobús. Ella quiere ser lo que más quieras en el mundo. Un día te vas a despertar y te darás cuenta que debiste tratarla mejor. Y cuando ese día llegue, ya la habrás perdido.