Los remordimientos son dolorosos. Se esconden en lugares en los que no deberían estar. Sientes su peso en tus puntos más vulnerables. Te distraen a pesar de que eso es lo último que necesitas en tu vida. Los remordimientos deciden ir y venir cuando les da la gana y no los puedes controlar. Por eso, lo mejor es evitar llegar a situaciones que te lleven al remordimiento, especialmente cuando se trata de amor.

No debes mirar atrás y lamentarte por todas las cosas que hiciste (o las cosas que no hiciste) que terminaron por destruir un amor que te hacía sentir feliz y seguro. No debes recordar lo bien que estabas con esa persona y cómo la dejaste ir por culpa de tu estupidez. A veces, no sabes el valor de una persona hasta que la pierdes. Sólo cuando te ves solo y vulnerable es cuando entiendes lo importante que alguien es para ti. Pero entonces, ya es demasiado tarde. Se ha ido y no hay nada que puedas hacer para recuperarla.

Así que asegúrate que nunca cometes un error cuando se trata de la mujer a la que amas. Asegúrate de que nunca le faltas al respeto o le haces sentir que no te importa. Nunca le des la opción de dejarte porque, si decide irse, no hay vuelta atrás. Haz cualquier cosa para asegurarte de que no quiera dejarte. Asegúrate de que sabe que es importante en tu vida y en la relación porque si no, la vas a perder.

Ella se va a querer ir si le haces sentir que es un aspecto prescindible en tu vida. No importa lo mucho que te quiera. Si continúa en un segundo plano, no querrá estar en tu vida. Debes ser capaz de darle prioridad en la medida de lo posible si quieres que siga siendo parte de tu vida.

Ella se va a querer alejar de ti si sigues siendo frío y distante. Se va a querer alejar de ti si sigues cerrándote a pesar de que ella te ha abierto su corazón y su vida. Ella decide estar contigo a pesar de que la alejas de ti, hasta que, por supuesto, considera que ya es suficiente.

Ella se va a querer alejar de ti cuando actúes de forma inconsciente. Cuando te niegas a darle la estabilidad que necesita para sentirse cómoda en la relación, la estás alejando de ti. Sabe que te quiere y que quiere estar contigo. Está dispuesta a comprometerse contigo pero nunca parece que la correspondas.

Cuanto más le mientas, más se va a alejar de ti. Cada vez que te pilla en una mentira, estás abriendo una brecha entre los dos y no habrá manera de reparar la confianza que se ha roto. Va a querer alejarse de toda esa deshonestidad y falta de respeto que le muestras.

Ella va a querer alejarse de ti si la sigues tratando como un objeto que usar y del que abusar cuando te venga en gana. Es un ser humano con mente, corazón y sentimientos propios. No es un juguete que puedes elegir manipular cuando te plazca. Va a querer alejarse de cualquier mínima muestra de abuso por tu parte.

Ella va a querer alejarse de ti cuando trates vuestra relación como un juego que siempre puedes ganar. No busca competir contigo. Sólo quiere estar contigo. Pero si sigues con esta farsa inmadura durante mucho tiempo, no va a querer tener nada que ver contigo.

Ella va a querer alejarse de ti cada vez que intente luchar por una relación que no parece importarte. Está haciendo todo lo posible por mantener la relación, pero nada parece importarte mucho, parece como si ella no te importara. A pesar de lo mucho que invierta en ti y en la relación, nada le va a impedir alejarse de algo que le está haciendo daño.

Trata a tu mujer con respeto, hazla sentir segura y querida y seguro, se quedará siempre a tu lado.