La parálisis del sueño: El monstruo que no te deja dormir


Seguramente has escuchado hablar sobre diferentes parálisis en distintas partes del cuerpo, como consecuencia de un golpe, una herida o de otra enfermedad. Y lo más probable es que desconocías que, también, existe una parálisis en el sueño, que se produce mientras duermes. Sin embargo, la razón por la que difícilmente conocías esta parálisis es porque es muy inusual. Le pasa a 1 de cada 1.000 personas en mundo.

La parálisis del sueño, no es una enfermedad como tal sino que se trata y se considera como una condición. Esta parálisis causa que las personas que lo sufren no puedan moverse o hablar, por un par de minutos, cuando están por quedarse dormidos o cuando se despiertan. Realmente, es una parálisis casi fugaz, puede durar entre 20 segundos y 2 minutos.

Lo que es realmente particular sobre esta parálisis es que el cuerpo y la mente se separan por unos minutos, lo que genera una gran angustia al padecido. Muchas veces, por ese descontrol pueden llegar a sufrir alucinaciones. Además, cuando está culminando el acto efímero de la parálisis, las personas recuperan primero la consciencia y poco a poco vuelven a tener el control de su cuerpo y habla. Lo que los lleva a sentirse sumamente inquietos.

¿Qué opinan los doctores sobre la parálisis del sueño?

Expertos que forman parte del Instituto de Investigación de Sueño (IIS) argumentan que esta parálisis se da cuando las persona se encuentra entre el estado de REM (Rapid Eye Movements). En otras palabras, cuando la persona está entre lo más profundo de su sueño y la vigilia.

Además, estos doctores explican que las personas que sufren de esta condición, están cognitivamente activas, es decir, su mente está despierta. Sin embargo, ellos tienen la sensación de no tener el control de su cuerpo, puesto que sienten una parálisis total. A excepción de los ojos y del sistema respiratorio que si siguen funcionando.

Sin embargo, los doctores argumentan que, aunque esas personas se sientan en una parálisis total, realmente no sufren una parálisis completa. Durante la parálisis del sueño solamente sufren de la laringe, lo que les impide hablar. Por el descontrol que les genera la separación metafórica del cuerpo y mente, se sienten en una parálisis total al no poder mover sus extremidades y al no estar plenamente conscientes.

Otros de los síntomas más comunes que destacan los doctores del IIS, es la alucinación hipnagógicas. Estás se refieren a alucinaciones visuales, auditivas o táctiles.

Causas de la parálisis del sueño

Estrés

Muchos de los expertos en el tema aseguran que una de las principales razones que producen la parálisis del sueño, es el estrés. Cuando la persona se encuentra en un alto nivel de presión, tanto físico como mental, las neuronas quedan sobre alertas, lo que hace imposible que el organismo se recupere mediante el descanso.

Sus cuerpos nunca están en un buen grado de relajación y es por eso que cuando se despiertan con alucinaciones, estas personas se ven muy agitadas e indefensas anta la sensación de parálisis total.

Producto de otra condición o enfermedad

Otra de las causas de la parálisis del sueño es por consecuencia de otra enfermedad. La condición más común que deriva a esta parálisis es la narcolepsia. Básicamente, son aquellas personas que se les dificulta mantenerse despiertos a lo largo del día.

Sueño profundo

Las personas que tienen un sueño profundo y severo son muy propensos a padecer de la parálisis del sueño.

Herencia

Aunque es la causa menos común, está parálisis también puede ser hereditaria. Así que si alguien de tu familia la padece, puedes llegar a heredarla.

¿Cómo se mejora?

La mejor forma de mejorar esta parálisis es cuidando los hábitos de sueño. Hay que cumplir con dormir 7 horas diarias, acostarse siempre a la misma hora, estar cómodos y evitar medicamentos para dormir.

Justamente por no cumplir con las horas, la persona se agota más y el sueño es más profundo. Y como se mencionó anteriormente, el dormir mal tiene como consecuencia la parálisis del sueño.

¿Es una condición vital para la salud?

La respuesta es no. Realmente, esta parálisis no afecta al sistema respiratorio ni a algún tejido muscular, por lo que solo genera angustia, malas sensaciones y alucinaciones a las personas que lo padecen.